Menos estrés en el agua.

Hace ya tiempo hice un comentario sobre el estrés que genera estar en una calle ocupada. Esto no ha cambiado mucho, y la verdad es que incomoda nadar con otros ya que no siempre se tiene el mismo ritmo, o la manera de nadar difiere de la nuestra.

Hoy he sufrido este estrés al encontrarme con un par de señoras que al nadar además de hacerlo tremendamente a su manera, interrumpían la marcha por su excesiva lentitud y por el hecho de que ocupaban toda la calle. Está claro que todos tenemos el mismo derecho pero aveces tengo la sensación de que no les importa en absoluto “molestar”.

Este estrés se ha visto compensado por una mayor naturalidad en el agua. Antes, hace unos meses, me ponía nervioso pero hoy día quizá por haberme acostumbrado al medio acuático, ese  estrés ha disminuido y me paro, sigo, o retrocedo sin preocuparme de más, al menos intento que no me afecte.

En resumidas cuentas, me he acostumbrado a estar en el agua.

Hoy me he dedicado a nadar y ha hacer algún ejercicio específico como piernas crol, que creo que me hace un poco de falta. No me agobia tanto la falta de aire, ni respiro tanto como antes entre largo y largo.

Va mejorando…

Anuncios

~ por esbama en mayo 11, 2009.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: