¿Cómo con los puños cerrados?

Ante la sugerencia de nadar con los puños cerrados, he de decir que quizá sea interesante para desarrollar potencia, o lo que sea… pero me incomodó bastante la prueba.

Avanzo menos, no encuentro resistencia al agua en los brazos, pierdo un poco el ritmo, y comparativamente respecto al hecho de llevar manoplas, las manoplas ofrecen resistencia por lo que veo que el resultado de ambas dos formas de nadar, con el puño cerrado frente a la mano con manopla, varía sustancialmente.

Ayer fue un día bastante normal pero me satisfizo enormemente que después de la hora de clase, al nadar ad libitum, nadé muy bien, respirando por ambos lados, izquierda y derecha cada tres brazadas, además de que no sentí el agobio que hace unos meses me atenazaba.

Será interesante o que sucederá dentro de unos meses.

Anuncios

~ por esbama en febrero 19, 2010.

2 comentarios to “¿Cómo con los puños cerrados?”

  1. Hola! Después de tu post he vuelto a leer el apartado sobre ese tema en el libro de IT. En realidad ellos usan unos guantes que se llaman “Fistgloves” y que básicamente te obligan a nadar con el puño cerrado.
    El objetivo de nadar así, según dicen, es aprender a “agarrarse” al agua con el mínimo de superficie, a utilizar mejor el antebrazo para sujetarla. Indirectamente también colocas mejor el cuerpo, más alineado, deslizas más, etc… El truco es contar las brazadas en un largo y evaluar la mejora. Y cuando luego vuelves a la posición normal es como poner dos motores extra :)

    Un saludo,
    Canx.

    • Canx, en una tienda especializada, bueno en Decathlon concretamente, he visto varios tipos de guantes, manoplas, palas, etc. cada uno cun una función final distinta.

      Supongo que a lo que te refieres es que realizando unos movimientos concretos “falseando” la resistencia al agua, al mover en su sentido correcto, la fuerza o la velocidad se readapta a la nueva circunstancia.

      Yo hago un ejercicio curioso, nado de crol pero en lugar de sacar los brazos fuera del agua, empujo el agua hacia delante como si empujase a una persona con lo que freno totalmente el avance para volver a extender el brazo y coger nuevamente el agua. Otro ejercicio es nadar de crol en una dirección unas brazadas y cambiando de dirección nadar de espalda para cambiar nuevamente de dirección y de estilo. El avance se hace eterno pero como no se va a la misma velocidad siempre llegas a cubrir los 25 metros de piscina.

      Lo que más me gusta de la I.T. es el sentido del movimiento… me muevo porque me deslizo y soy coherente con el agua, cuando más extendido estoy menos resistencia presento, y mi “economía” de movimientos me lleva a ser adecuado incluso en la respiración.

      Otra cosa que he notado es que cuando llego a hacer un largo, antes; me paraba, me giraba, tomaba aire. etc. etc. Ahora llego e inmediatamente busco la posición para salir girando, me extiendo sintiendo el suave deslizamiento sin brusquedades para sacar el brazo y la cara sin agobios fuera del agua.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: